¿QUÉ ES EL LEGAL DESIGN THINKING?

Es una metodología que ayuda a los juristas a encontrar soluciones de problemas a través de la creatividad. 

La palabra “problema” hay que entenderla en un sentido muy amplio, como reto o situación susceptible de mejora a través de la creatividad.  

¡Infórmate sobre el Legal Design Thinking!

ASPECTOS CLAVE DEL LEGAL DESIGN THINKING

Sus aplicaciones prácticas numerosas: definir estrategias, solucionar problemas organizacionales, diseñar servicios o productos, mejorar la experiencia del cliente y la contratación. 

Es una disciplina que centrada en la persona, busca solucionar problemas a través de la creatividad. 

No es necesario ser pintor ni diseñador para usar esta técnica. Basta con tener curiosidad y valentía.

Para cada fase hay múltiples herramientas y nosotros trabajamos con las más adaptadas a las necesidades del sector jurídico. 

¿PARA QUÉ SE USA EL LEGAL DESIGN THINKING?

DISEÑAR ESTRATEGIAS

SOLUCIONAR PROBLEMAS

DISEÑAR PROCESOS

DEFINIR NUEVOS PRODUCTOS

DISEÑAR DOCUMENTOS

DISEÑAR SITIOS WEB

DISEÑAR APPS MÓVILES

DESARROLLAR LEGALTECH

OBJETIVOS DEL LEGAL DESIGN THINKING

Formar en las bases de estas disciplinas: CX Legal, Design Thinking, Visual Thinking y Legal Design Thinking.

Fomentar el trabajo en equipo, idealmente con profesionales especializados en Derecho, diseño, marketing, compliance y experiencia de cliente. 

Permitir al asistente realizar proyectos reales aplicando lo aprendido.  

Dotar a los asistentes de conocimientos y habilidades que les permitan satisfacer mejor las necesidades de sus clientes a través de más empatía y un mejor diseño de sus estrategias, servicios y productos. 

Adquirir y mejorar habilidades: problem solving, empatía, liderazgo, comunicación, trabajo en equipo, creatividad, etc.

X